Puertas correderas de cristal con burlete

Burletes para ventanas: instálalos ya y sé más listo que el frío

Con los burletes para ventanas mantendrás tu casa calentita a la vez que ahorras en calefacción. ¡Instálalos ya y sé más listo que el frío!

Salvador de la Casa

05/11/19

¿No sabes por qué, pero te cuesta mucho calentar tu casa en invierno? Quizás la respuesta esté en la existencia de deficiencias en el aislamiento. Por ejemplo, los expertos calculan que alrededor del 25-30% del calor que genera tu sistema de calefacción se escapa por las rendijas de puertas y ventanas. Si el diagnóstico de tu problema es este, en HomeServe te podemos dar una solución rápida, fácil y DIY. Instala burletes para ventanas que te ayuden a tapar esos huecos tan malvados, ¡en este post te enseñamos cómo! 

¿Qué son los burletes para ventanas?

Los burletes para ventanas son tiras fabricadas con materiales aislantes, diseñadas para adaptarse a huecos de diferentes anchuras y sellarlos, interrumpiendo así la circulación de aire a través de estos últimos. Se componen de un listón de madera, aluminio o PVC que se recubre con otros componentes con capacidad para cortar las filtraciones.

Tipos de burletes para ventanas

¿De qué están hechos los burletes para ventanas?

Entre los materiales utilizados para confeccionar burletes destacan los siguientes:

  • Silicona: muy apreciada por su flexibilidad, su durabilidad y su resistencia. Es apta para cubrir todo tipo de espacios y se mantiene en su sitio durante más de 10 años.
  • Cepillo: la opción de preferencia para los burletes de ventanas correderas. Eso sí, se desgasta mucho más rápido que la silicona.
  • Espuma de poliuretano: ideal para los huecos más pequeños.
  • Caucho: se recomienda para tapar zonas de medianas a grandes.

Tipos de burletes para ventanas

En función de si tienes ventanas de aluminio o de madera, correderas o abatibles, nuevas o con unos cuantos añitos encima, tendrás que escoger las tiras aislantes más adecuadas para neutralizar las rendijas. Entre los principales tipos de burletes para ventanas nos encontramos con:

  • Burlete rectangular. Es el más común y se utiliza principalmente en ventanas abatibles.
  • Burlete en E. Pensado para los carriles superior e inferior de las ventanas correderas.
  • Burlete en P. Colocado en los laterales, sirve para lograr un cierre más hermético en las ventanas correderas.
  • Burlete en D. Ideal cuando, más que huecos imperceptibles, tus ventanas presentan abismos por los que se cuela el frío de Siberia. Te serán de gran ayuda en modelos abatibles con unas cuantas décadas de vida en su haber.

Ahora que conoces las diferentes formas que puede tener un burlete, es importante que sepas cuál es más adecuado en cada caso. Utilizar el aislante equivocado puede hacer que no se consiga el efecto deseado. Habrás perdido tiempo y dinero.

Tanto el material del que están fabricadas como el tipo de ventanas son un factor importante que se debe tener en cuenta a la hora de elegir un burlete. Cerciórate de que escoges el más adecuado para evitar que el calor se escape por los cristales de una vez por todas.

El material del que está fabricada la ventana puede hacer que el sistema con el que se coloca el burlete funcione mejor o peor. Piensa en las variaciones que puede sufrir con el cambio de temperatura y el tipo de superficie en el que se debe instalar antes de comprar el aislante.

Burletes para ventanas de madera

Además de mantener el calor dentro de casa, los burletes instalados en madera evitan que el agua se filtre al interior y, por lo tanto, la ventana se pudra o deforme.

Los burletes adhesivos de espuma, silicona o caucho son muy apropiados en este caso, ya que se pegan bien a la madera y es raro que las esquinas se levanten con el tiempo. También puedes decidirte por aplicar masilla alrededor del marco de la ventana de forma uniforme y, después, una capa protectora de poliuretano.

Burletes para ventanas de aluminio

Las ventanas de aluminio sufren menos desgaste por las inclemencias del tiempo, por lo que solamente tienes que preocuparte de tapar los agujeros que puedan estar dejando escapar el aire caliente de tu casa.

Un burlete de goma o caucho, también adhesivo, es la solución más económica en estos casos.

El tipo de ventana condiciona el que se puede escoger, ya que una mala elección puede impedir que cierre correctamente y sea peor el remedio que la enfermedad.

Burletes para ventanas correderas

Las ventanas correderas, muy habituales en edificios construidos hace años, no ofrecen un buen aislamiento y provocan grandes pérdidas de calor.

Si no cuentas con el presupuesto necesario para renovarlas puedes mejorar su estanqueidad cambiando de forma regular los burletes verticales de cepillo que tienen las propias ventanas, ya que el uso hace que se desgasten y pierdan eficacia. Para aislar la ventana y permitir que corra de forma fluida, instala otros dos burletes de pelo en la parte superior e inferior y uno de goma, caucho o felpa adicional en la vertical.

Burletes para ventanas abatibles

En las ventanas abatibles es mucho más sencillo colocar un burlete, ya que no existen tantas limitaciones como en las correderas.

En estos casos, los burletes rectangulares de espuma o caucho son una buena elección que, además, reduce el ruido al cerrar la ventana.

Colocación de un burlete para ventanas

¿Cómo poner los burletes para ventanas?

Si ya te has decidido a instalar burletes para ventanas en tu casa, nuestro primer consejo es que aproveches los días templados del otoño, antes de que las temperaturas se desplomen, para hacerlo. Los burletes se colocan mejor en estas condiciones.

Asegúrate de escoger el tipo de burlete más conveniente, fabricado en el material adecuado, y ponte manos a la obra: 

  1. Limpia a conciencia, con un trapo húmedo, el marco de la ventana donde va a ir adherido el burlete.
  2. Si aún hace calor en el exterior, déjalo secar al aire. Si no, pasa una bayeta seca o recurre a un secador de pelo para eliminar la humedad.
  3. Retira la cobertura adhesiva del burlete.
  4. Pega el burlete siguiendo el perímetro de la ventana, haciendo presión con los dedos para que quede correctamente encajado.

bannerlocation

Ya te habrás dado cuenta de que poner burletes en tu ventana no tiene ningún misterio. De todos modos, si no te fías de tus habilidades para los trabajos manuales, tienes otra alternativa a seguir pasando frío: llamar a los manitas especialistas en bricolaje de HomeServe. Ellos se encargarán de valorar la situación de tus ventanas, elegir el burlete más adecuado en cada caso e instalarlo de la forma más eficiente.

Para estar tranquilo a lo largo de todo el año, contrata nuestro pack de reparaciones Esencial Hogar. Un seguro que cubre las necesidades que surjan en tu hogar en persianas, fontanería, electricidad o trabajos de bricolaje.

Botón llamar a HomeServe

Icono alerta Icono alerta

Muchas gracias. Nos pondremos en contacto contigo lo antes posible para gestionar tu solicitud. Nuestro horario de atención es de Lunes a Viernes de 9:00 a 20:00 de la tarde.